7 d’agost de 2003

BEN NEVIS: 4408 ft

El nombre gaélico para el monte Ben Nevis situado en Escocia es "Beinn Nibheis" que se traduce como Montaña del Cielo". Ben Nevis es el monte más alto, no sólo de Escocia, sino de todas las Islas Británicas con sus 1344 metros sobre el nivel del mar en la zona de Fort William.

El monte, conocido por los locales como "The Ben" ofrece varias rutas para su ascenso, siendo la más popular la que asciende su cara sur desde Glen Nevis. Se calcula el tiempo de ascenso en unas 5 horas desde el inicio del Ben Path, ya que se asciende prácticamente desde cota 0 metros.

La montaña se observa así de imponente desde Fort William en una soleada y calurosa mañana de agosto.

Nos situamos en el Ben Path, cerca del Visitor Center de Glen Nevis. Nos esperan unas horas de intenso ejercicio que nos tomaremos con calma.

Cruzamos un curioso puente sobre el Nevis River y pronto nos pondremos en marcha por un serpenteante sendero que asciende las primeras rampas de la montaña.

El camino, en esta primera parte está bastante acondicionado. Parece un adoquinado de ciudad bastante incómodo de pisar. El calor empieza a apretar a pesar de nuestra latitud.

Metro a metro vamos ascendiendo por el marcado sendero. Estamos en algún punto de la zona conocida como Foot Bridge.

El sendero no permite pérdidas, ya que está bastante bien señalizado y, sobretodo, pisado...

Un vistazo atrás para observar las zetas que hace el camino en su ascenso hacia Windy Corner.

Llegamos casi a la mitad del camino: Lochan Meall & T-Suidhe. Un lago de aguas mansas y azules que nos ofrece un lugar de descanso y avituallamiento. Dejamos pasar al numeroso grupo de gente que nos acompaña y preferimos esperar un poco para atacar la segunda parte de la ascensión en solitario.

Estamos a mitad de camino tras abandonar John Wall's Corner.

En este momento nos enfrentamos a la parte más pesada y cansina del camino. Nos quedan bastantes metros por encima siguiendo un interminable camino de zetas y antecimas que no nos dan referencia de cuánto nos queda para coronar.

Un vistazo atrás nos deja entrever lo que hemos ascendido, pero no sabemos todavía cuánto nos queda por subir.

Finalmente, tras varias horas de pesada caminata al sol, por fin llegamos a una zona llana que parece terminar, allá a lo lejos, en la cumbre del Ben Nevis. Estamos cerca de McLean's Step.

Estamos ya en la cota más alta. Hay que extremar precauciones en las zonas cercanas a los acantilados que caen 700 metros de golpe. No poca gente se ha despeñado por ahí en días de niebla.

La cima guarda las ruinas de un antiguo observatorio meteorológico que estuvo operativo desde 1883 hasta 1904. A día de hoy una pequeño refugio se ha construido para permitir protegerse en caso de malas condiciones meteorológicas; muy frecuentes en este traicionero monte.

Detalle del cairn de cima.

Foto con el hito de cumbre. Estamos en el techo de la Gran Bretaña a 1344 metros sobre el nivel del mar, en Fort William.

Croquis de la vía realizada.

El descenso, mucho más rápido compensó con creces el cansancio físico y, sobretodo, mental de la subida. Seguro que recordaremos las sensaciones durante mucho tiempo y compararemos esta ascensión con otras que se nos presenten delante.

ACLARACIÓN: Algunas de las fotos son sacadas de la web para poder ilustrar algunas lagunas fotográficas en las fotos analógicas que he escaneado de los álbumes de nuestro viaje. Gracias a sus autores por publicarlas.